Tips y Belleza
Los mejores tips y consejos de belleza solo para ti
Consejos de belleza
 
 
 
 
 

 
 

 

 
 

Las mejores chistes de gays de la web

A continuación los mejores chistes gays de la web

Volver a Los mejores chistes de la web
 


Un mariquita en el autobús, le dice al conductor:
—¿Cobra?
Y el conductor, que tambien es un poco sarasa, contesta:
—Y tú, ¡víbora!

 

En medio de un feroz incendio, el jefe de bomberos descubre que faltan dos de sus hombres... inquieto comienza a buscarlos, sin resultado alguno. De pronto, se da cuenta que uno de los camiones se mueve ritmicamente y de manera extraña, se acerca, abre la puerta y descubre a sus dos hombres, uno encima del otro en pleno fuqui—fuqui. Asombrado exclama:
—¿Pero qué están haciendo?
Uno de ellos responde :
—Es que aquí el compañero tenia problemas de asfixia por el humo.
—¿Y por qué no le haces respiracion boca a boca?
—¿Y cómo cree que empezamos ?

Un  ejecutivo agresivo esta en Las Vegas dispuesto a gastarse una pasta gansa. Va a  un casino, y al cabo de un rato ve a una puta que esta buenisima paseandose por  los salones. Se acerca y la dice:
—¿Oiga, que me costaria una paja?
—¿Una paja? Seran 10.000 pelas.
—¿Pero qué dice? ¿10.000 pelas por una paja?
—Oiga, mire, ¿ve este abrigo de visón? Pues lo he pagado con lo que sano  haciendo manualidades. Las mejores pajas en esta ciudad las hago yo, por eso  las cobro tan caras.
—Bueno, siendo así...
Total, que se van a un rincon discreto y eso es algo fabuloso, jamás nadie le había hecho nada parecido, así que le paga las 10.000 pelas encantado de la vida. El tio vuelve al casino, sigue jugando, y vuelve a ver a la puta al cabo de un rato... al acordarse de la paja, se pone calentorro otra vez y va hacia ella.
—Oiga, ¿y que me cobraria por una mamada?
—¿Una mamada? Serán 100.000 pelas.
—¡Usted esta bromeando! 100.000 pelas por una mamada? Venga ya!
—Mire, ¿ve usted ese Cadillac en la puerta? Pues es mio y lo he pagado con el dinero que gano haciendo mamadas. Los mejores franceses de la ciudad los hago yo, por eso los cobro tan caros.
—Bueno, la verdad es que con la paja no me mintió, vamos a ver...
De nuevo se van al rinconcito y la puta le hace una mamada al tio que es algo increible, vamos, tiene orgasmos multiples, cientos de veces mejor que la mas fabulosa de sus experiencias. De nuevo el tio la paga contentisimo, y vuelve al casino, y la vuelve a ver al cabo de un rato y se vuelve a acercar.
—¡Me siento arder de pasion! ¿Cuánto me costaría conocer tu chocho?
—¡Ay, hijo! ¡La ciudad entera seria mia si yo tuviese un chocho!

Un tío esta a punto de cerrar su tienda cuando entra un ladron con una pistola:
—No dispare, no dispare, ¡le dare todo el dinero!
—Pues venga, ¡rápido! Abra la caja registradora!
—Tome, tome...
—Ahora se me arrodilla!
—Si, si, pero no dispare...
En esto que el ladrón se baja la cremallera, se saca la polla y le dice al dependiente :
—¡Y ahora me la mama!
—Sí, sí, lo que usted quiera, pero no dispare...
Al cabo de un rato, el ladrón se corre y en pleno extasis se le cae la pistola. Los dos tíos se quedan un momento mirandola, el tendero la coge, se la pone de nuevo en la mano al ladron, y le dice :
—¿Y si entra alguien que me conoce?
 

Entra uno en unos servicios publicos a mear y mientras esta meando escucha al lao suya: FSHHHHHHHH!!!!! (como una manguera en plan bestia vamo). Le entra la curiosidad y se asoma al meodromo de al lao y ve a un enano con una poya enorme!!! Y alucinao se queda mirandolo un ratillo.... el enano to orgulloso... mira pa rriba:
—¿Que pasa? ¿Que mira joe?
—Ofu' lo que daria yo por tene una asi, vamo, es que daria lo que fuera.
—A si, pues mira, yo te puedo dar una asi de grande. Es que yo soy un duende y yo podria hacer que te creciera todo lo que tu quieras.
—De verdad? Vamo es que yo haria lo que fuera por tenerla asi de veras.
—Bueno pues venga, te voy a haver el favor. Veras, lo que tienes que hacer es lo siguiente: Quitate los pantalones!
—Ah, si, si, lo que sea vamo, uy que emocion!
—Ahora te tienes que poner como un perrito.
—Vale vale como uste diga sr. duende.
—Bueno, pues ahora a la vez que yo te voy dando por detras, te ira creciendo la tuya, vale?
—Bueno, venga lo que sea.
Cuando llevan un par de minutos, le pregunta el enano:
—Bueno, a ver, cuentame algo de ti, ¿como te llamas?
(mientras sigue: raka, raka...)
—Pueeejeje me llamooo Bernardo.
—¿Y cuántos años tienes Bernardo?
—Tengoooo 29 (raka raka...)
—¿Y que estudias Bernardo?
—Pueeees estudio Ingeniero....
—Oye Bernardo, y con 29 tacos y estudiando Ingeniero, ¿todavia crees en los duendes?!!

Un tio se va a trabajar de leñador a un campamento perdido en mitad de Alaska. Al cabo de un par de meses sin haber visto a ninguna mujer, le pregunta a uno de los leñadores veteranos :
—Oye, vosotros que haceis cuando llevais mucho tiempo sin follar?
—Ah, que pasa, no te han contado lo del barril?
—Que barril? No, nadie me ha dicho nada...
—Pues mira, es bien sencillo, cuando tengas ganas, te vas al barril ese que hay detras de la cantina, y le das al agujero ese que tiene...
—Ah, bueno, pues lo probare...
Al dia siguiente se vuelven a encontrar.
—Oye, ya has probado lo del barril?
—Si, mira, y fue algo increible, el mejor sexo que he tenido nunca.
Oye, muchisimas gracias, de verdad.
—De gracias nada, la semana que viene te toca a ti meterte en el barril, que te crees...

 

Está un tío en la calle parado y van otro tío y le dice:
—Oiga! Rápido! Apártese de ahí que le va a caer algo encima!!!
El otro se aparta de un salto y dice:
—C*ñ*!! Porque?
Cuando dice esto cae al lado suyo una caja de 500 kilos en toda la cera...
—J*DER!! Menos mal que me ha avisado. Como sabía que iba a pasar esto?
—Ejem...Bueno, es que soy adivino.
—Anda!! Que güay, a mi me gustaría aprender adivinación Le importaría enseñarme?
—Claro que no. Acompáñeme a mi casa...
Llegan a casa y dice el adivino:
—Quítese la camisa...
Se la quita.
—Ahora...Quítese los pantalones...
Se los quita.
—Por favor...los calzoncillos también...
—Pero, Esto es necesario?
—Quiere ser adivino o no?
Se los quita.
—Y finalmente, agáchese...
—¡Pero oiga! ¿Es que me va a dar por culo?
—Ve, ya va adivinando...

 

Cuentan que una vez estaba Federico García Lorca en el Casino de Madrid, cuando se le acercó un señor mayor y le gritó:
—¡Todos los poetas sóis maricones!
—Oiga, oiga, ¿a quién está llamando poeta?


Los mejores chistes de la web